miércoles, 28 de marzo de 2012

Miles de millones de súper-Tierras en zonas habitables orbitando estrellas enanas rojas

Impresión artística de un atardecer en la Súper-Tierra Gliese 667 Cc

Un nuevo resultado del buscador de planetas HARP de ESO muestra que los planetas no mucho mayores que la Tierra son muy comunes en las zonas habitables alrededor de estrellas enanas rojas. El equipo internacional estima que hay decenas de miles de millones de este tipo de planetas tan sólo en la Vía Láctea y probablemente cientos en los "barrios" cercanos a nuestro Sol. Esta es la primera medición de la frecuencia de súper-Tierras orbitando enanas rojas, las cuales representan al 80% de las estrellas que hay en la Vía Láctea.

Esta primera estimación del número de súper-Tierras alrededor de estrellas enanas rojas ha sido anunciado por un equipo internacional usando las observaciones del espectrógrafo HARPS en el telescopio de 3.6 metros de ESO en el Observatorio La Silla en Chile.

El equipo de HARPS ha estado buscando exoplanetas orbitando en el tipo de estrellas más comunes en la Vía Láctea - las enanas rojas (también conocidas como enanas M). Estas estrellas son débiles y frías comparadas con el Sol, pero muy comunes y con un ciclo de vida muy largo; por lo tanto representan al 80% de todas las estrellas en la Vía Láctea.

"Nuestras observaciones con HARPS muestran que cerca del 40% de todas las estrellas enanas rojas tienen una súper-Tierra orbitando en la zona habitable donde el agua en estado líquido puede existir en la superficie del planeta", dice Xavier Bonfils (IPAG, Observatoire des Sciences de l'Univers de Grenoble, Francia), el líder del equipo. "Porque las enanas rojas son muy comunes - hay alrededor de 160 mil millones de ellas en la Vía Láctea - esto nos lleva al impactante resultado de que hay decenas de miles de millones de este tipo de planetas solamente en nuestra galaxia."

El equipo HARPS revisó cuidadosamente una muestra escogida de 102 estrellas enanas rojas en los cielos del Hemisferio Sur durante un periodo de seis años. Un total de nueve súper-Tierras (planetas con masas entre una y diez veces la de la Tierra) fueron encontradas, incluyendo dos en la zona habitable de Gliese 581 y Gliese 667 C respectivamente. Los astrónomos pudieron estimar qué tan pesados eran los planetas y qué tan lejos de sus estrellas estaban orbitando.

Combinando todos los datos, incluyendo las observaciones de estrellas que no tenían planetas, y contemplando la fracción de planetas que pudieran ser descubiertos, el equipo fue capaz de determinar qué tan comunes son los diferentes tipos de planetas que orbitan alrededor de enanas rojas. Encontraron que la frecuencia de la presencia de súper-Tierras en la zona habitable es de 41% con un rango de 28% a 95%.

Por otro lado, planetas más masivos, similares a Júpiter y Saturno en nuestro Sistema Solar, se encuentran muy rara vez orbitando enanas rojas. Se espera que menos del 12% de enanas rojas tengan un planeta gigante (con masas de entre 100 y 1000 veces la de la Tierra).

Un nuevo cálculo muestra que hay probablemente cerca de 100 súper-Tierras orbitando en las zonas habitables de enanas rojas cercanas a nuestro Sol (menos de 30 años luz de distancia)

"La zona habitable alrededor de una enana roja, donde la temperatura es apropiada para que exista agua líquida en la superficie, es mucho más cercana en comparación con la distancia entre la Tierra y el Sol," dice Stéphane Udry (Observatorio de Génova y miembro del equipo).

Uno de los planetas descubiertos en las observaciones de HARPS de enanas rojas es Gliese 667 Cc. Este es el segundo planeta en este sistema estelar triple y parece ubicarse cerca del centro de la zona habitable. Aunque este planeta es cuatro veces más pesado que la Tierra es el "gemelo" más parecido a la Tierra descubierto hasta ahora y es casi seguro que tenga las condiciones adecuadas para la existencia de agua en estado líquido en su superficie. Esta es la segunda súper-Tierra dentro de la zona habitable de una enana roja que se descubrió en las observaciones del HARPS, después de que Gliese 581d fuera anunciado en 2007 y confirmado en el 2009.

"Ahora que sabemos que hay muchas súper-Tierras orbitando enanas rojas cercanas a nuestro Sol necesitamos estudiarlas más usando los actuales y futuros instrumentos de HARPS. Se espera que algunos de estos planetas pasen delante de las estrellas que orbitan - esto abrirá la excitante posibilidad de estudiar sus atmósferas y buscar señales de vida", concluye Xavier Delfosse, otro miembro del equipo.


Crédito: ESO

1 comentario:

  1. ...estaba claro,el universo es infinito!!!!

    ResponderEliminar